La Dirección de Publicaciones e Impresos (DPI) del Ministerio de Cultura desarrolló un conversatorio sobre la vida y obra de Salvador Salazar Arrué, Salarrué, este 27 de noviembre, como parte del proyecto literario Héroes de la pluma.

Este intercambio de saberes se efectuó a las diez de la mañana en la librería de la DPI, ubicada en el Museo Nacional de Antropología Dr. David J. Guzmán. La actividad fue facilitada por los especialistas: Eric Lemus (director de la DPI), Mario Noel Rodríguez (coordinador de Fomento a la Lectura) y Alberto López (director de la Casa del Escritor y Museo Salarrué).

“Una fecha como hoy partió el escritor considerado como el narrador más importante de nuestro país y precursor de la nueva narrativa latinoamericana. Hablamos de Salvador Salazar Arrué, un salvadoreño a quien dedicamos esta edición de Héroes de la Pluma”, dijo Lemus.

Según el funcionario, la editorial del Estado cuenta con las siguientes obras del escritor: «O-yarkandal», «Narrativa completa» (tres tomos, que incluyen «Cuentos de cipotes») y «Cuentos de barro».

Héroes de la Pluma es un espacio para la literatura, cuyo propósito es promover la bibliografía nacional producida por la DPI, así como dinamizar la sala de ventas de La Librería DPI con lecturas en vivo.

“El trabajo de Salarrué no pasó desapercibido en América Latina, ya que constan cartas intercambiadas y dedicatorias de libros con personajes de la talla de Juan Rulfo, Claribel Alegría, Miguel Ángel Asturias y Rogelio Sinán”, expresó Rodríguez.

De acuerdo al coordinador, la obra de Salarrué es magistral, no solo en narrativa y poesía sino también en pintura y música, razón por la que a 43 años de su muerte hay que dignificarlo, hablar de su vida y de todo el legado que ha dejado a los salvadoreños. “A veces la gente desconoce que la literatura de él existe y la pueden encontrar en instituciones como la nuestra”, enfatizó el poeta Rodríguez

Por su parte, el director de la Casa del Escritor contó su experiencia a cargo del Museo Salarrué y el mundo mágico que rodea al escritor. “Puedo conocer más sobre su obra y leerla con más visiones, desde la vida familiar y la gente con quien compartía este espacio íntimo”, enfatizó López.

En el evento participaron escritores, estudiantes y empleados del Ministerio de Cultura, quienes también compartieron sus andanzas al leer a Salarrué, cuyas obras pueden ser adquiridas en los puesto de venta en la DPI —17 av. sur, n.° 430, San Salvador y La Librería, ubicada en el MUNA—.

 

4N5A2654