Representantes de los sectores que conforman el Consejo Nacional de Educación (CONED) llegaron esta mañana a la antigua Residencia Presidencial, que actualmente funciona como Casa Abierta, para realizar una convivencia con el señor presidente de la República, Salvador Sánchez, Cerén, la primera dama, doña Margarita, y parte del Gabinete de Gobierno para tocar como tema central el aniversario del proyecto Plan El Salvador Educado.

El CONED fue establecido por decreto ejecutivo en mayo de 2015, concebido como una instancia amplia, plural y permanente que se enmarca en la estrategia de diálogo y concertación entre los sectores de la sociedad civil, impulsada por este gobierno, para responder a las necesidades del país con enfoque de inclusión y participación ciudadana.

En junio de 2016, el CONED entregó al país el Plan El Salvador Educado (PESE), una apuesta trascendental que busca establecer el rumbo de la política educativa del país y cuya riqueza reside en la diversidad de actores sociales que trabajaron desde el consejo para formularlo.

“Los desafíos  del Plan El Salvador Educado están muy claros,  estos marcan políticas, marcan además programas que con el esfuerzo, la evaluación y el estudio del consejo proporcionan  al sistema educativo  insumos necesarios para su implementación”, resaltó el presidente Sánchez Cerén.

Para el mandatario hay una importante parte cultural en el PESE, en la que considera hay que ir sensibilizando al país sobre la necesidad de trabajar por la cultura, para hacer ese cambio, que tiene un componente educativo.

Entre los funcionarios en mesa principal estuvieron el  subsecretario de Gobernabilidad de la Presidencia, Antonio Morales; la secretaria de Cultura, Silvia Elena Regalado; el ministro de Educación, Carlos Canjura; la representante adjunta de UNICEF y representante de la Secretaría Técnica del CONED, Begoña Arellano, y la doctora María Isabel Rodríguez, asesora presidencial en Salud y Educación. Además, en la mesa de invitados se encontraba el viceministro de Educación, Francisco Castaneda, y la  viceministra de Ciencia y Tecnología, Erlinda Handal.

“La poesía o el arte no pueden estar lejos de la educación. Para nuestra institución,  las dinámicas culturales y artísticas también entran en los procesos de educación, como por ejemplo la Escuela Nacional de Danza Morena Celarié o el CENAR, que tal vez no están acreditados pero sí son formales”, comentó la maestra Regalado.

La funcionaria destacó  tres avances realizados este año: Uno es el Diplomado de Animación Sociocultural, dirigido a jóvenes de comunidades que forman parte de diferentes proyectos, como la Colmenita o El Salvador Seguro; otro avance es la elaboración del Plan Nacional de Música para la Prevención, del cual se ha finalizado una etapa inicial el día de ayer, con ayuda de dos universidades de Colombia, y que de ponerse en función podrá ser desarrollado en conjunto con el CONNA , INJUVE, el MINED y todos los grupos de música del país, pues busca llegar hasta el último cantón para desarrollar las potencialidades de niños, niñas y jóvenes; y el trabajo en las 24 Colmenitas del país, que también realizan procesos educativos y que buscan restaurar el tejido social, a través de la prevención, con la música y la convivencia familiar.

Por otro lado, esta mañana, la antigua Residencia Presidencial fue testigo del encuentro musical entre El Salvador y Cuba, con la presencia de dos  agrupaciones reconocidas en la isla, como el dúo Buena Fe y el trío Corazón, con excelente propuesta de música nueva trova, quienes han visitado el país para participar en el concierto Estudio y Lucha, organizado por la agrupación salvadoreña La Cayetana y la Universidad Centroamericana José Simeón Cañas (UCA). La contraparte salvadoreña en Casa Abierta corrió por los niños y niñas del grupo musical del Complejo Educativo Cantón Vainillas, municipio El Carrizal, Chalatenango, bajo la dirección del maestro Saúl Sestoni.

El pintor Mauricio Linares fue el tema del recorrido guiado por parte de la Colección Nacional, a cargo de su director, el maestro Augusto Crespín, quien destacó que el cuadro denominado “Composición”, es una propuesta con técnica de acrílico sobre tela, creada en el año 1988.

Según el maestro Crespín, la razón por la que eligió a este  artista es porque representa el resultado del esfuerzo y constancia en la educación formal. Este artista profesional ha recorrido desde sus estudios en Diseño Gráfico, su maestría en el Colegio Fullbright del estado de Arkansas, EE. UU., y sus actuales estudios de doctorado en la prestigiosa Universidad Complutense de Madrid.